fbpx

Alexandra Arch & Forest Walk

Formando parte de Southern Ridges, una red de senderos que interconectan tres parques de Singapur, Alexandra Arch y Forest Walk brindan a los visitantes un emocionante paseo escénico sobre el bosque.

Comprendiendo desde el camino peatonal elevado con longitud de 1.6 kilómetros que inicia en Telok Blangah Hill Park hasta el Alexandra Arch, un puente de 80 metros de largo que cruza sobre la carretera Alexandra Road, ALEXANDRA ARCH & FOREST WALK ha abierto un portal al tesoro que representa el patrimonio natural de Singapur.

Diseñado por LOOK ARCHITECTS Pte Ltd, esta obra es una pieza clave para hacer realidad la visión que tiene el organismo gubernamental singapurense Urban Redevelopment Authority de enlazar los nueve kilómetros de ondulante extensión de Southern Ridges – comprendiendo los parques Mount Faber, Telok Blangah Hill y Kent Ridge – para formar una red ininterrumpida de senderos interconectados que el público pueda disfrutar a manera de un conveniente acceso a la naturaleza.

PUERTA HACIA LA NATURALEZA

Extendiéndose a ambos lados de la zona de transición entre el bullicio urbano y la tranquilidad de la naturaleza, la forma elegante del Alexandra Arch seduce la vista del espectador invitándole a cruzar el portal hacia un santuario de calma y reposo.

Levantándose cerca de 15 metros por encima de la carretera Alexandra Road, el curvo sendero del puente introduce al visitante a un pasaje de transición gradual al adyacente Forest Walk.

El arqueado armazón de acero del Alexandra Arch demuestra dinamismo estructural durante el día, mientras que a la caída de la noche se transfigura en una desmaterializada escultura de luz.

SERPENTEANTE CAMINO ENTRE LA COPA DE LOS ÁRBOLES

Los visitantes se embarcan en una emocionante travesía de exploración a través de una sinuosa topografía, caminando sobre un elevado camino peatonal que recorre elegantemente el terreno montañoso, pudiendo disfrutar de impresionantes vistas de la ciudad e incluso del puerto de abrigo, que esporádicamente se asoma al primer plano.

Existen varias opciones a elegir de entre la variada gama de experiencias – caminos elevados que acarician las copas de los árboles ofreciendo una “vista de pájaro” del bosque secundario, mientras que los senderos a nivel del piso permiten tener encuentros fortuitos con la vida silvestre que se encuentra prosperando en la zona. 

El diseño arquitectónico de las juntas imita al singular diseño biológico de la planta conocida como “vid de a milla por minuto” (Polygonum perfoliatum L.), cuyas hojas en forma de triángulo equilátero encuentra un intrigante parecido con el mosaico conformado por los módulos prefabricados en metal que constituyen la superficie del camino. 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *